Tartaletas de kiwi & durazno

IMG_3116

Ya en primavera, con más horas de sol en el día, se antoja comer platos llenos de color. Poco a poco se llenarán los supermercados de frutas de estación. Esta vez quería hacer un pay de queso, con más fruta que queso y es que gracias al día en que The Cheesecake Factory decidió publicar las calorías de cada rebanada de sus deliciosos postres, me he resistido a preparar uno. Algún día con muchos invitados en casa, lo prepararé.

Estas tartaletas llevan una ligera capa de queso, simulando un pay y no se les añade mucha azúcar, perfectas si te empalagas fácilmente. Se cubren con duraznos y kiwi al momento de servirlas para que la fruta no humedezca la tartaleta. Hay quien le gusta barnizar la fruta con una mezcla de grenetina o mermelada de chabacano, es a tu gusto personal.

Gracias a Pinterest descubrí que es más fácil pelar los kiwis con una cuchara, te lo recomiendo, pues así sólo retiras la piel y conservas más cantidad de fruta.

IMG_3100

Porciones: 4 tartaletas de 10 cm de diámetro

Ingredientes

  • 1/2 paquete de galletas María o Digestive
  • 5 cdas de mantequilla
  • 190 g de queso crema
  • 1/4 cdita de vainilla
  • 1 huevo grande
  • 1/4 taza de azúcar
  • 2 cdas de harina
  • 1 pizca de sal
  • 4 kiwis
  • 1 taza de duraznos en almíbar o naturales

Preparación

  1. Precalienta el horno a 180ºC.
  2. Tritura las galletas hasta que tengan una consistencia arenosa. Colócalas en un tazón y agrega la mantequilla derretida. Revuelve hasta integrar. Distribuye la mezcla en los 4 moldes de tartaletas y presiona con ayuda de una cuchara.
  3. En un tazón bate a velocidad media el queso crema, vainilla y azúcar. Agrega la harina y bate de nuevo. Añade el huevo y la pizca de sal. Bate ligeramente hasta integrar. Distribuye la mezcla en los moldes para tartaletas.
  4. Coloca los moldes en una bandeja y hornea de 25 a 30 minutos. Debe tener una consistencia suave pero no húmeda al tacto. Apaga el horno y deja con la puerta semiabierta las tartaletas en el horno por 30 minutos más. Sácalas y colócalas en una rejilla para que se enfríen por completo. Una vez frías colócalas en el refrigerador por 5 horas o toda la noche.
  5. Al momento de servir decora con rebanadas delgadas de kiwi y duraznos.

Que las disfrutes!

Notas

Es importante no batir por mucho tiempo la mezcla de queso para no incorporar tanto aire y que queden burbujas.

El enfríar las tartaletas de esa forma disminuye el riesgo que se hagan grietas o que se hunda por el cambio de temperatura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s